Muchos son los venezolanos que desde hace un tiempo han decidido evolucionar fuera de las fronteras de su amado tricolor.

De los miles de casos que se pueden nombrar, hoy dedicaremos este espacio para resaltar el talento de la venezolana Daniela Bracho. Se fue al exterior a cumplir sus sueños profesionales y es un digno ejemplo de como ser un buen ciudadano y de cómo las raíces, los principios y los valores deben ser bandera honorable en cada paso que se da.

En su constante búsqueda de asumir nuevos desafíos, crecer profesionalmente y de emprender, se radicó desde hace 4 años y medio en Estados Unidos, logrando a los dos años materializar una de sus metas a la cual dio el nombre @dbrachbeautyspa. Ahora no es solo un spa.Ahora es una Gran Marca.

Su más reciente logro es DBRACH BOUTIQUE, creado en Knoxville TN. Una empresa que se fundó con el sueño de proporcionarle a la mujer los elementos necesarios para inspirar y resaltar su belleza y estilo, ofreciéndoles piezas exclusivas y útiles que les brinden satisfacción y les ayuden a crear una apariencia única.

Ella ha formado un camino de éxitos y bendiciones por lo que se puede catalogar como dignos ejemplo a seguir para muchos jóvenes, sobre todo los venezolanos quienes tienen aspiraciones por demás y en ocasiones ven sus sueños inalcanzables.

La gran apertura de DBRACH BOUTIQUE AND BEAUTY SPA, fue el pasado sábado 03 de octubre. Entre los invitados especiales estuvieron amigos, clientes y los familiares más cercanos de Daniela. Luego de cortar el listón y hacer la entrada a las instalaciones los invitados disfrutaron del desfile de la primera colección que comprende una selección de vestidos, faldas, blusas, pantalones. Se trata de una colección que evoca magia, versatilidad, innovación y delicadeza gracias a la variedad de tejidos y materiales, sin olvidar los accesorios que acompañan cada outfit de orfebrería y sombreros.

La concurrencia felicitó a la venezolana y posteriormente disfrutaron de un brindis de honor, acompañados de un deleite de pasabocas que realzaron la gastronomía de diferentes países. Burbujas, postres, buena música, mucha alegría y buen gusto fueron las características y elementos de esa emblemática y mágica noche.